CURSOS Y TALLERES
1. Curso de Educación de las Emociones.
2. Taller de Técnicas de Relajación y Respiración.
3. Taller de Autoestima.
4. Taller de Pensamiento Positivo: Aprender a pensar bien.
5. Curso de Prevención y Control de la Ansiedad y el Estrés.
6. Escuela para padres y madres de hijos adolescentes.
7. Taller de Mindfulness: una actitud vital.

                   ...............................................................................................................

1. EDUCACIÓN DE LAS EMOCIONES. Proceso en 40 días

Material y metodología creada por José María Doria- www.jmdoria.com

El curso de Educación de las Emociones es un viaje de atención y consciencia al interior de uno mismo con el fin de construirse una mente más amplia y feliz.

Lo que entendemos como infelicidad se basa en estados internos relacionados con las pérdidas, con la soledad, los celos, las culpas, los miedos, la escasez, la baja autoestima y un sinnúmero de patrones emocionales que nos tornan desgraciados por ignorancia e inconsciencia. En realidad, la felicidad supone sentirse en coherencia con la vida, saber que estamos en el lugar que nos corresponde, vivir alineados con nuestro propósito existencial y tener la certeza de que la vida tiene sentido tal cual es.

Educación de las Emociones es un proceso en el que cada mañana y cada noche, el participante siguiendo un mapa preciso "se regala" un espacio personal para recrear al nuevo Yo, y por consiguiente, la propia vida en sus aspectos: físicos, emocionales, mentales y espirituales.


2. TÉCNICAS DE RELAJACIÓN Y RESPIRACIÓN

Vivimos a menudo con un ritmo acelerado de existencia, la gran sobrecarga de estímulos que soportamos cada día nos lleva a un estado de tensión permanente, que abre paso a considerar una nueva necesidad de autocuidado físico y psíquico.

Aprende a hacer de las emociones tus grandes aliadas. Piérdele el miedo a tu ansiedad y convive con ella sacándole partido. Descubre técnicas de autocontrol emocional y activa tus propios recursos para despertar a la auto-realización personal. Una mente sosegada es menos reactiva, más creativa y autoconsciente.


3. AUTOESTIMA

El miedo, la inseguridad, la falta de confianza es en definitiva ausencia de amor, por lo que resulta vital aprender a amarse para poder activar la mejor versión de uno mismo.

La clave del amor a uno mismo radica en la actualización de las propias potencialidades. El taller aborda este objetivo de forma teórico-práctica.


4. PENSAMIENTO POSITIVO: APRENDER A PENSAR BIEN

El descubrimiento del papel que desempeñan los pensamientos sobre los estados emocionales no es algo nuevo en Psicología. Ya que en el siglo I a.C. los estoicos comprendieron la importancia de la “filosofía” personal frente a la inevitabilidad de los acontecimientos. Filósofos como Epicteto o Marco Aurelio atribuían al estilo de pensamiento, más que a los hechos en sí, la responsabilidad directa de los estados emocionales.

Lo que nos sucede es interpretado, juzgado y etiquetado de tal forma que inevitablemente aparece una respuesta emocional particular. Estamos describiéndonos constantemente el mundo a nosotros mismos, dando a cada suceso o experiencia una etiqueta. Hacemos interpretaciones de lo que vemos y oímos, juzgamos los sucesos como buenos o malos, temibles o agradables…

Emociones negativas como la ansiedad, la ira, la tristeza o la culpa tienen en su base pensamientos distorsionados o ideas irracionales que nos mantienen en una espiral sin salida.

La finalidad es darse cuenta de las creencias, expectativas y atribuciones distorsionadas para ser consciente y tener más control sobre las emociones.


5. PREVENCIÓN Y CONTROL DE LA ANSIEDAD Y EL ESTRÉS

En este curso se abordan los siguientes contenidos:

Qué es la ansiedad y qué es el estrés. Causas, consecuencias y síntomas.
Sentimos como pensamos: aprender a pensar bien.
Las relaciones con los demás como fuente de ansiedad.
Técnica de solución de problemas.
La respiración completa como ansiolítico natural.
Práctica de la relajación.


6. ESCUELA PARA PADRES Y MADRES DE HIJOS ADOLESCENTES

La adolescencia es un período especialmente importante en la vida de nuestros hijos, ya que es el periodo de transición de la infancia a la edad adulta, en el que se desarrollan y establecen las características fundamentales de una persona, esto es, su personalidad.

Aunque es difícil precisar la edad exacta en la que comienza y termina la adolescencia, puesto que en cada persona puede variar de forma considerable, en líneas generales podemos establecer su comienzo hacia los 12 o 13 años, y su fin en torno a los 20 años.

La adolescencia supone cambios físicos, psicológicos y sociales. Serán muy evidentes los primeros en la pubertad: un crecimiento considerable en un breve período de tiempo, junto con el desarrollo de los caracteres sexuales secundarios. Serán mucho más sutiles o de expresión más lenta los cambios derivados de nuevas estructuras de pensamiento, nuevas necesidades personales y emocionales, hasta ahora no experimentadas. Como resultado de la confluencia e integración de todos estos cambios, el hijo adolescente elabora no sólo un nuevo esquema corporal, sino que conforma su propia identidad personal. Este proceso conlleva inevitablemente una diferenciación del mundo adulto, tanto en lo externo (manifestado en la vestimenta y el lenguaje), como en lo interno (ideología, pensamiento) que producen, en numerosas ocasiones, más allá de la simple diferenciación, confrontación y rebeldía.

El adolescente se encuentra atrapado entre dos sentimientos contradictorios; por un lado, tiene la urgente necesidad de ser autónomo, de obrar según sus propias convicciones y reconocerse como protagonista de sus propios actos. Por otro, necesita sentirse arropado en el entorno seguro creado por sus padres, donde tomen las decisiones y continúen actuando por él como siempre han hecho.

La rebeldía es la expresión de esa encrucijada, de ese encontronazo entre sus necesidades de libertad y protección. La rebelión de nuestro hijo adolescente ante nosotros, sus padres, es una forma de expresar que está formando su propia personalidad, aquella que le hace reconocerse como individuo único capaz de tomar decisiones según sus “propias” opiniones y experiencias, y no en función de las nuestras.

El adolescente suele provocar situaciones extremas buscando con ello experimentar los límites a su actuación, límites que le proporcionen la seguridad que ha dejado de sentir. Una parte de su yo necesita y reclama la libertad de actuar según sus propias creencias a fin de lograr hacerse con una identidad personal independiente. Otra parte de ese mismo yo está asustada, teme esa libertad que conlleva una responsabilidad y pide a gritos que sean los adultos los que tomen sus decisiones, haciéndole sentirse seguro y resguardado bajo el paraguas de la protección.

Este curso enfoca la relación padres-hijos favoreciendo la comprensión mutua, la empatía, la negociación y el diálogo, desde el convencimiento de que la educación de los hijos supone el mayor reto de autoconocimiento, desarrollo y coherencia para los padres.


7. TALLER DE MINDFULNESS: UNA ACTITUD VITAL

Mindfulness fundamentalmente supone una actitud ante la vida, un estilo global de afrontamiento que impulsa las fortalezas personales y las emociones positivas. La práctica Mindfulness permite aprender a diferenciarnos de nuestros pensamientos y emociones, a no dejarnos arrastrar por ellos; aprendemos simplemente a estar, simplemente a ser, lo que repercute en una mejor gestión emocional, mejores relaciones con los demás y con uno mismo.


maytehelguera.com ::: 2006 ::: Todos los derechos reservados ::: Optimizada para Internet Explorer 6